Tipos de aceite de oliva

La primera aproximación a los tipos de Aceite de Oliva será desde el punto de vista de la comercialización. Dicho de otra forma, los aceites que podemos encontrar en nuestro lugar habitual de compra serán los siguientes:

  • Aceite de Oliva Virgen Extra
  • Aceite de Oliva Virgen
  • Aceite de Oliva
  • Aceite de Orujo de Oliva

Aceite de Oliva Virgen Extra

El Aceite de Oliva Virgen Extra, sinónimo de máxima calidad, es aquel que conserva intactas todas sus características sensoriales y propiedades para la salud. Se puede considerar zumo de aceitunas sin aditivos ni conservantes, ha de tener una acidez menor de 0,8% y presentar unas características sensoriales agradables e identificables.

Tipos de aceite de oliva

Aceite de Oliva Virgen

El Aceite de Oliva Virgen, sin la palabra “Extra” sigue siendo zumo de aceituna sin aditivos ni conservantes pero presenta algún defecto sensorial por mínimo que sea. Su acidez ha de ser menor del 2%.

Aceite de Oliva

El Aceite de Oliva que ya no tiene consideración de “Virgen” es un aceite de menor intensidad al ser resultado de mezcla de aceites refinados y aceites vírgenes. El Aceite de Oliva refinado se obtiene de refinar Aceite de Oliva Virgen con acidez mayor del 2% reduciendo el olor, sabor y color propios del zumo de aceituna. Debe tener un grado de acidez no superior al 1%.

Aceite de Orujo de Oliva

El Aceite de Orujo de Oliva es resultado de la mezcla de aceite de orujo refinado con Aceite de Oliva Virgen. Debe tener un grado de acidez no superior al 1%. Entre sus ventajas podemos destacar: buena relación calidad/precio y buen rendimiento al freir (dura muchas frituras)

Fuente: esenciadeolivo.es